Fondos Garantizados

| enero 24, 2014 | 17 Comentarios

Los fondos de inversión garantizados son un producto que le brindan al inversor plena seguridad de que recuperara el 100% de su capital invertido (o limita su pérdida máxima) más una rentabilidad, al finalizar un periodo determinado, conocido como periodo de garantía.

Concretamente, los fondos de inversión garantizados poseen un plazo que va desde 1 hasta 10 años, y la entidad gestora es la encargada de garantizar a través de un tercero (generalmente un banco), un rendimiento mínimo.

La rentabilidad que ofrecen puede ser fija o variable, según el fondo del que se trate, ya que existen dos tipos de garantizados:

Fondos garantizados de Renta Fija: aseguran un rendimiento fijo
Fondos garantizados de Renta Variable: la rentabilidad estará ligada al comportamiento de un índice, una acción, una cesta de acciones, divisas u otros fondos de inversión.

En general, los fondos garantizados más recomendables son los que poseen un plazo de hasta 5 años, ya que los intereses que ofrecen las gestoras son en función de la situación actual y las perspectivas para los próximos años, y si la inversión se realizara a un plazo muy largo (10 años), puede perder rentabilidad porque será muy complicado prever qué comportamiento tendrán los tipos de interés.

En cuanto a su atractivo, depende mucho de las condiciones. Hay que partir de una base: si el banco garantiza gran parte del capital, no podrá ofrecen rendimientos muy ventajosos. Así, para poder colocar mejor los productos, muchos fondos garantizados ofrecen condiciones muy vistosas que se diluyen cuando se observan al detalle. La forma de calcular las rentabilidades, la selección de los valores o los límites de subida son manipulaciones clásicas de las condiciones que juegan en contra del inversor.

Eso si, debemos tener en cuenta que las participaciones reembolsadas antes del vencimiento de la garantía no estarán garantizadas, así el valor liquidativo aplicado al reembolso puede ser inferior al valor liquidativo garantizado. Esto significa que no son fondos líquidos, ya no se pueden rescatar antes del vencimiento sin perder dinero.

Se trata de un producto financierorecomendado para los ahorradores que no quieren asumir riesgos, ya que el beneficio a obtener se conoce de ante mano. Además las ventajas fiscales son muy interesantes, ya que su rentabilidad se considera como un incremento de patrimonio y pasados 15 años, el beneficio queda exento de tributar.

Comisiones

Las comisiones es el punto más importante que hay que analizar a la hora de invertir en fondos garantizados, ya que muchas veces, significan un lastre muy grande para la, a veces, pequeña rentabilidad del producto. Un ejemplo de ello lo podemos encontrar en los fondos más conservadores -los garantizados de renta fija- en los que la rentabilidad potencial es reducida. En este caso, las comisiones son muy importantes.

En concreto, estos productos presentan cuatro tipos de comisiones:

  • La comisión de gestión, donde el máximo que se puede cargar anualmente en los fondos de inversión nacionales es del 2,25% del patrimonio o el 18% de los resultados.
  • La comision por suscripcion, donde las comisiones máximas aplicables por entrar en el fondo una vez finalizado el periodo de suscripción inicial es del 5%
  • La comision por reembolso, esto es, por rescatar su dinero antes de que acabe la garantía, tiene un máximo aplicable del 5%
  • La comisión de depósito es del 0,20% anual sobre el patrimonio custodiado, que no es otra cosa que el capital invertido.

Con este esquema de comisiones, conviene tener en cuenta que no se vaya a necesitar el dinero en el plazo de garantía del producto. Si el partícipe saca el dinero antes del periodo comprometido, tendrá que pagar la comisión de reembolso, que a un costo del 5%, puede mermar de manera significativa la rentabilidad del producto.

Aqui hay un punto muy importante a tener en cuenta: en general, la venta de la participacion en un fondo de inversión se debe realizar en el mercado, donde el precio lo pone la oferta y la demanda. En este sentido, al ser los fondos garantizados bastante “iliquidos”, el retiro anticipado puede implicar una pérdida del capital inicial invertido.

Tags: , , ,

Categoría: Fondos de Inversión, Garantizados, Manual del Inversor

Deja un comentario


Logo FinancialRed